Condenamos la detención injusta de María Magdalena Cuc Choc

logo frmt

La Fundación Rigoberta Menchú Tum expresa su más enérgica condena ante la injusta captura de la lideresa Maya Q’eqchi’, María Magdalena Cuc Choc, quien hoy en horas de la tarde fue detenida por la Policía Nacional Civil en Puerto Barrios Izabal. Su captura se dio minutos después que ella había concluido su labor como traductora del idioma Q’eqchi’ al español, en una de las audiencias donde la comunidad Rub’el Pek, reclama sus derechos de tierra.

María Magdalena, su hermana Angélica y su hermano Ramiro Choc, han estado acompañando a comunidades despojadas de sus tierras, entre las que se encuentra Rub’el Pek. María estuvo muy activa apoyando a las mujeres que fueron desalojadas de la comunidad de Chab’il Ch’och’. En el 2009 fue asesinado su cuñado Adolfo Ich Chamán, por trabajadores del proyecto minero Fénix, de la empresa Canadiense HudBay Minerals, en el Estor Izabal.

María Magdalena Cuc Choc, ha dedicado su vida a la defensa de los derechos individuales y colectivos de los Pueblos Indígenas. Ha alzado su voz denunciando a terratenientes, empresas mineras y de monocultivos de palma africana que operan en el territorio Q’eqchi’, por el despojo de tierras y las violaciones a sus derechos fundamentales.

Exigimos a las autoridades competentes, respetar su integridad física y garantizar sus derechos constitucionales.

Nos solidarizamos con la familia de María Magdalena Cuc Choc y con las defensoras y defensores de derechos humanos que son víctimas de la criminalización de sus luchas por la defensa y restitución de sus tierras. Exigimos al Estado guatemalteco atender las demandas legítimas de las comunidades indígenas, haciendo efectiva la devolución inmediata de sus tierras que por derecho les pertenece.

 

Paxil-kayala’ Jun Lajuj Aj.

Guatemala, 17 de enero de 2018.